Qué son los suplementos DHEA

Se cree que los suplementos DHEA pueden mejorar el deseo sexual, fortalecer los músculos, combatir los efectos del envejecimiento y mejorar algunas condiciones de salud. Sin embargo, no hay mucha evidendia médica que apoye estos propósitos. Lo que debes tener muy en cuenta antes de tomar los suplementos DHEA son sus efectos secundarios.

Qué son los suplementos DHEA

¿Qué es la DHEA?

DHEA o dehidroepiandrosterona es una hormona producida por las glándulas suprarrenales de tu cuerpo. Estas glándulas se encuentran justo por encima de tus riñones. Los suplementos de DHEA se pueden hacer de ñame silvestre o de soja.

Los científicos no lo saben todo acerca que de lo que la DHEA puede hacer. Pero sí saben que funciona como un precursor de las hormonas sexuales masculinas y femeninas, incluyendo la testosterona y el estrógeno. Los precursores son sustancias que nuestro cuerpo convierte en hormonas.

Los picos de producción de DHEA se producen a los 20 años. El nivel de producción en la mayoría de personas disminuye gradualmente con la edad. La testosterona y los estrógenos en general, también disminuyen la producción con la edad. Los suplementos DHEA pueden aumentar el nivel de estas hormonas. Es por eso que se han hecho ciertas alegaciones acerca de sus potenciales beneficios para la salud.

Esas reclamaciones se extienden a beneficios tales como:

  • Construcción de la glándula adrenal.
  • Fortalecimiento del sistema inmunológico.
  • Disminución de los cambios naturales en el cuerpo que vienen con la edad.
  • Proporcionar más energía.
  • Mejorar el estado de ánimo y la memoria.
  • Construcción de la fuerza muscular.

Los suplementos DHEA para el Anti-Envejecimiento

Dado que los niveles de DHEA disminuyen con la edad, algunos investigadores especulan que la suplementación de la caída de los niveles de tu cuerpo de la hormona pueden ayudar a combatir el envejecimiento. Y algunos pequeños estudios han reportado efectos de antienvejecimiento positivos gracias a la utilización de suplementos DHEA. Sin embargo, un número similar de estudios han reportado todo lo contrario.

Según el Instituto Nacional sobre el Envejecimiento y el Centro Nacional para Medicina Complementaria y Alternativa, no hay suficiente evidencia científica que apoye la idea de que la DHEA puede afectar la rapidez con que se envejece.

Ambas agencias informan que se sabe poco sobre los efectos a largo plazo del uso de DHEA. Y hay cierta preocupación de que el uso continuado de los suplementos DHEA podrían ser perjudiciales.

¿Qué son los suplementos DHEA?

Los suplementos DHEA para las condiciones de salud

Los suplementos DHEA muestran alguna promesa para aliviar la depresión leve y moderada. Pero se necesita más investigación.

En un pequeño estudio de seis semanas, los investigadores del Instituto Nacional de Salud Mental descubrieron que el tratamiento con suplementos DHEA ayudaba a aliviar la depresión leve que se producía en algunas personas de edad mediana y avanzada.

Además de su valor potencial en el tratamiento de la depresión, la DHEA puede ayudar cuando se utiliza en combinación con el tratamiento habitual para las siguientes condiciones:

  • Obesidad.
  • Lupus sistémico (LES).
  • Insuficiencia suprarrenal.

Pero la cantidad de beneficio igue siendo poco claro. Natural Standard es una agencia que revisa y valora la solidez de las pruebas para las terapias que usan la medicina complementaria y alternativa. Eso incluye los suplementos dietéticos como DHEA. Tanto el National Standard, como los Institutos Nacionales de Salud (NIH) dicen que se necesitan más pruebas para confirmar los resultados de esas áreas.

En cuanto a otras condiciones, tanto el National Standard, como el NIH dicen que la evidencia es poco clara respecto a si la DHEA tiene un beneficio significativo en el tratamiento de condiciones tales como:

  • Alzheimer.
  • Baja densidad ósea.
  • Enfermedades cardiacas.
  • Cáncer de cuello uterino.
  • Síndrome de fatiga crónica.
  • Enfermedad de Crohn.
  • Esterilidad.
  • Psoriasis.
  • Artritis reumatoide.
  • Esquizofrenia.
  • Disfunción sexual.

Ambas agencias también dicen que hay poca evidencia para respaldar las afirmaciones de que la DHEA tiene valor en el tratamiento de enfermedades como la fibromialgia, abordando cuestiones para la memoria o la fuerza muscular o mejorar y estimular el sistema inmunológico.

La seguridad de los suplementos DHEA

Los posibles efectos secundarios de los suplementos DHEA pueden incluir:

  • Grasa de la piel y acné , así como engrosamiento de la piel.
  • Pérdida de cabello.
  • Malestar estomacal.
  • Alta presión arterial.
  • Cambios en el ciclo menstrual.
  • Vello facial en las mujeres.
  • Profundización de la voz en las mujeres.
  • Fatiga.
  • Congestión nasal.
  • Dolor de cabeza.
  • Latido cardiaco rápido o irregular.
  • Insomnio.
  • Cambios desfavorables en el nivel de colesterol.

Algunos de estos efectos secundarios pueden ser el resultado de que la DHEA eleva el nivel de la testosterona y el estrógeno en el cuerpo de una persona. Los expertos médicos advierten que aún se sabe poco sobre los efectos a largo plazo de los niveles elevados de hormonas. Así que los suplementos DHEA no se deben tomar a largo plazo sin consultar con un profesional de la salud.

Los suplementos DHEA y la pérdida de peso

Una versión del suplemento DHEA conocido como 7-Keto ha sido ampliamente promovido como una ayuda para la reducción de grasa corporal y el aumento del metabolismo. La idea es que el tejido corporal sea más fino y el metabolismo sea más alto para así, poder quemar calorías más eficientemente, lo que facilita no sólo perder peso sino también mantenerte en forma.

Desafortunadamente, la mayoría de los estudios que se han hecho han demostrado pocos efectos de la DHEA en la pérdida de peso o el aumento del metabolismo. Es una buena idea hablar con tu médico o un nutricionista antes de invertir en un suplemento DHEA para adelgazar.

DHEA y el rendimiento atlético

Los suplementos DHEA son a veces utilizados por los atletas debido a una reclamación de que pueden mejorar la fuerza muscular y mejorar el rendimiento deportivo. Eso es porque la DHEA es una "prohormona", es decir, una sustancia que puede aumentar el nivel de las hormonas esteroides como la testosterona.

Hay poca evidencia para demostrar que la DHEA tiene algún efecto sobre el aumento de la fuerza muscular. Su uso está prohibido por las organizaciones deportivas como la Liga Nacional de Fútbol y la Liga Mayor de Béisbol.

Existen riesgos asociados con el uso de cualquier promotor pre-esteroide. Y cuanto mayor es la dosis, mayor es el riesgo. Los posibles efectos secundarios incluyen:

  • Retraso permanente en el crecimiento.
  • Comportamiento agresivo, conocido como "rabia de esteroide".
  • Cambios de humor y otros síntomas psicológicos.
  • Mayor presión arterial.
  • Problemas del hígado.
  • Cambios en el nivel de colesterol.

Dado que la DHEA puede aumentar el nivel de testosterona y de estrógeno, las mujeres que usan DHEA a veces pueden tener estos efectos secundarios permanentes:

  • Cambios en la voz.
  • Pérdida de cabello.
  • Crecimiento de vello facial.

Los hombres a veces pueden experimentar síntomas tales como:

  • Crecimiento de las mamas.
  • Disminución del tamaño de los testículos.
  • Reducción en la producción de espermatozoides.

Habla con tu médico acerca de la DHEA

Si estás pensando en usar suplementos DHEA, hay varias razones por las que debes hablarlo antes con tu médico.

Muchas de las reclamaciones para la DHEA implican condiciones médicas graves. Estas condiciones deben ser evaluadas y tratadas por un profesional de la salud. Los suplementos DHEA pueden interactuar con algunos medicamentos y podrían alterar su eficacia. Dado que la DHEA puede aumentar el nivel de ambas hormonas masculinas y femeninas, los suplementos pueden tener un efecto negativo en los cánceres sensibles a las hormonas, como el cáncer de mama, el cáncer de ovario o el cáncer de próstata. El uso de la DHEA conlleva cierto riesgo y puede causar una variedad de efectos secundarios, aunque esto por lo general sólo se produce cuando se ingiere una dosis extrema.